Planificar la carrera profesional en el contexto actual

En el contexto actual, donde la economía no vive su mejor momento y muchas empresas han decidido reducir o reorganizar a sus equipos de trabajo, se vuelve muy importante el pensar cómo se quiere planificar la carrera profesional para llevar la delantera y obtener lo que realmente se quiere y no lo que “dejó la ola”.

Existen muchas personas que consideran que no son muchas las opciones con que cuentan para poder decidir sobre su desarrollo profesional, y que esto depende más del empleador que de sí mismo. Sin embargo, esta creencia es engañosa y solamente nos invita a dejar el poder de las decisiones que nos impactan en manos de los demás, abriendo una enorme posibilidad de no conseguir todo aquello que realmente queremos para nosotros mismos.

Entonces, ¿qué podemos hacer? Lo primero es saber dónde verdaderamente queremos llevar nuestro desarrollo profesional o laboral, para que no aceptemos lo que sea sino aquello que cumple los estándares personales que nos brindarán la satisfacción que deseamos. ¿Te has preguntado qué tendría el trabajo que deseas para ti? Aquel trabajo que te hará sentir como quieres probablemente no sea el actual, o quizás no se encuentre siempre publicado en los portales de empleo, sino que requerirá de ti para que exista, tanto dentro como fuera de una empresa.

Una vez que sabes dónde quieres llevar tu próximo paso profesional, entonces es el momento de sentarse a hacer una acabada lista de todas aquellas experiencias, aprendizajes, habilidades y recursos personales con los que cuentas para conseguir lo que te propones. Muchas veces no avanzamos hacia nuestras metas o perdemos eficacia en nuestros desafíos por no usar de mejor manera todo aquello que tenemos.

Cuando tengas claras tus habilidades, competencias y diferenciales, entonces es momento de que construyas un plan que te permita movilidad. Recuerda que las personas que generan valor a las labores que realizan son más necesarias dentro de una organización, y pueden aspirar a mejores condiciones laborales y proyecciones de crecimiento.

Que tu trabajo sea bueno no es suficiente, debes comprender cómo aquello que realizas agregará valor al entorno, a la empresa y sus intereses, a las jefaturas que te evalúan, y de esa manera podrás aspirar a una promoción o buscar en mejores condiciones un empleo que haga sentir más pleno a nivel profesional.

Cada vez que los mercados se deprimen y el mundo del trabajo se contrae, es una gran oportunidad para que los talentos personales salgan a la superficie y nos ‘pongamos manos a la obra’ en aquellos temas que nos motivan y que nos permitirán estar cada día más cerca del trabajo que soñamos y realizar una labor que nos entregue las satisfacciones y recompensas que queremos para nuestras vidas.

Escrito Por: Isaías Sharon y publicado en CHILE B

También puede interesarte:Cómo gestionar la carrera profesional en tiempos de crisis. 

Dejar un comentario

Por favor ten en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados